Últimas Noticias

Universidades quedan fuera del recorte presupuestal del 2016

CIUDAD DE MEXICO.- Víctimas perpetuas de la carencia de recursos presupuestales, que llevó a sus rectores a profesionalizarse en el cabildeo legislativo para buscar más recursos, las universidades públicas se libraron de la guillotina presupuestal del próximo año, aunque los recursos asignados tienen un crecimiento por debajo del nivel de inflación que se espera en 2016, lo cual puede complicarles sus finanzas.

El proyecto de Presupuesto de Egresos de la Federación (PEF) enviado por la Secretaría de Hacienda al Congreso para el próximo año muestra que las instituciones federales públicas de educación superior tendrán más ingresos, pero que pueden mejorar como producto de la negociación en la Cámara de Diputados.

A diferencia de lo que ha ocurrido históricamente a las universidades, que han registrado recortes hasta de 11% en momentos difíciles, como ocurrió luego de la crisis financiera internacional de 2009, en el proyecto del PEF 2016 al menos no tienen recortes, salvo El Colegio de México, al que le asignan un proyecto de presupuesto 20 millones menor al de este año.

A la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), Hacienda le adjudicó un proyecto de subsidio por 35 mil 61 millones 288 mil 365 pesos, que implican un crecimiento de 3.3% respecto de los 33 mil 891 millones 101 mil 350 pesos que le asignaron este año, ya con el aumento de 327 millones 320 mil pesos que le dio la Cámara de Diputados.

El aumento al presupuesto de la UNAM está por encima de la estimación inflacionaria, lo cual implica que las finanzas para 2016 no resultarán tan afectadas en un año en que la administración pública federal registra recortes a todas sus dependencias.

La Universidad Pedagógica Nacional (UPN) tiene el mayor aumento del sector, pues mientras en este año tiene 810 millones 685 mil 650 pesos, para el próximo año tiene proyectado un subsidio de 854 millones 21 mil 425 pesos, que implica una mejora de 5.3%, cifra por arriba del estimado inflacionario de tres por ciento.

La Dirección General de Educación Superior Universitaria tiene también un aumento por arriba de la inflación, de 3.2%, pues en este año manejó un presupuesto de 60 mil 221 millones 698 mil 467 pesos, y para el próximo se plantea 62 mil 101 millones 388 mil 987 pesos.

Hay otras instituciones que no fueron tocadas por Hacienda, pues tienen aumento pero es menor al estimado inflacionario, por lo cual es previsible que activen el cabildeo con los diputados para lograr una mejora.

En esa clasificación están el Instituto Politécnico Nacional (IPN), que este año tiene 14 mil 952 millones 781 mil 707 pesos y para el próximo una asignación de 15 mil 218 millones 809 mil 975 pesos, lo que implica un aumento de sólo 1.7%, proporción que se ubica por debajo del estimado inflacionario.

Lo mismo ocurre con la Universidad Autónoma Metropolitana. Tiene una mejora marginal en su presupuesto, al pasar de seis mil 499 millones 319 mil 278 pesos a seis mil 602 millones 326 mil 107 pesos, lo que implica un crecimiento de sólo 1.5 por ciento.

Otra institución que tiene un crecimiento menor, pero no entró en recorte, es el Tecnológico Nacional de México, que pasa de un presupuesto anual en 2015 de 15 mil 510 millones 641 mil 674 pesos a 16 mil 424 millones 801 mil 755 pesos; el Convestav está en una situación similar. No tiene recorte, pero su aumento es mínimo, ya que en este año tiene dos mil 179 millones 689 mil 772 pesos y Hacienda le entrega dos mil 229 millones 673 mil 399 pesos.

Pero hay otras áreas e instituciones que sí tuvieron recorte en el sector educativo. El Colegio de México ejerce en este año un subsidio federal de 580 millones 78 mil 124 pesos, y Hacienda propone que en 2016 la cifra quede en 560 millones 848 mil 205 pesos.

La Universidad Abierta y a Distancia tuvo en este año 371 millones 918 mil 650 pesos y para el próximo Hacienda le asignó 209 millones 207 mil 241 pesos.

Fuente y Créditos:

Noticias Relacionadas

Powered by themekiller.com