Últimas Noticias

PGR presenta otra parte de informe del caso Ayotzinapa

La Procuraduría General de la República (PGR) citó a comparecer el mes pasado a policías municipales de Huitzuco de los Figueroa, Guerrero, aunque 27 de ellos no están en activo, puesto que indaga la participación de elementos de esa corporación en la desaparición de los 43 normalistas de Ayotzinapa, así como la posible presencia de efectivos de la Policía Federal en los hechos, como dio a conocer la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) en días pasados.

Así lo revela la tercera parte de la versión pública de la averiguación previa de las investigaciones que realiza la PGR en torno a la desaparición forzada de los alumnos de la Escuela Normal Rural Raúl Isidro Burgos, ocurrida los días 26 y 27 de septiembre de 2014 en Iguala, Guerrero, que comprende 47 tomos (155 al 201) y consta de 37 mil 215 fojas.

En el tomo 181, hoja 21, se incluye un acuerdo de diligencia por parte de la PGR, con fecha del 28 de marzo de 2016, en el que se solicita la comparecencia del personal de seguridad municipal de Huitzuco de los Figueroa para declarar en relación a los normalistas de Ayotzinapa.

Sin embargo, el oficio indica que 27 de ellos no trabajaban en la corporación, por lo que es necesario presentar documentos y expedientes de cuando estaban en activo.

Señala que “en su carácter de director de Seguridad Pública Municipal de Huitzuco de los Figueroa, y por lo que hace a los restantes, indicó que se encontraban en curso de capacitación dirigido a elementos de Seguridad Pública Municipal del Plan Estratégico para la implementación del Nuevo Sistema de Justicia Penal Acusatorio, por lo que resulta procedente reprogramar la comparecencia de los policías municipales, así como solicitar el listado de los policías en activo antes de la baja a que se refiere el oficio”.

En el mismo tomó se encuentra un listado de siete policías municipales que fueron citados a declarar entre el 7 y 15 de abril del presente año, en relación a la desaparición de los normalistas en septiembre de 2014.

La PGR pidió además a las autoridades del ayuntamiento la entrega de una copia legible, foliada y certificada de los expedientes de los 27 elementos que no acudieron a comparecer por haber causado baja.

El Ministerio Público de la Federación, en la diligencia, preguntó a los policías qué actividades hicieron la noche del 26 de septiembre, cómo se enteraron de los hechos, si tuvieron conocimiento de un operativo coordinado con la Secretaría de Seguridad Pública de Iguala y si el Ejército participó en la agresión.

En los tomos también se incluyen informes forenses de los cuerpos encontrados en diferentes fosas ubicadas en cerros y colinas que se localizan en los municipios de Iguala y Cocula, en donde se tenían indicios y versiones iniciales de que los estudiantes fueron enterrados.

Como parte de estas diligencias, la PGR también emitió solicitudes a la Policía Federal para que detalle el número de elementos que estaban desplegados en Iguala cuando se presentaron las agresiones.

Incluye también oficios de la CNDH en los que pide informes a la Subprocuraduría de Derechos Humanos de la PGR sobre el actuar de policías ministeriales y elementos de la Marina, puesto que algunas de las personas detenidas por la desaparición, afirmaron que se violaron sus garantías.

Al publicar los tomos, la Procuraduría General de la República dijo que “la información se clasificó con apego a los criterios establecidos por el Instituto Nacional de Transparencia, Acceso a la Información y Protección de Datos Personales, para garantizar el derecho a la privacidad, a la presunción de inocencia y el debido proceso de víctimas, testigos, ofendidos y presuntos responsables”.

Su elaboración llevó alrededor de un mes y en su integración participaron poco más de 30 servidores públicos, informó la dependencia.

Buscan a más desaparecidos

Veinte familias arribaron el jueves a la comunidad de Tepehuizco en busca de sus parientes desaparecidos.

Con picos, palas, machetes, barretas y palos, integrantes de Los Otros Desaparecidos de Iguala, empezaron a excavar en una zona parecida a una barranca. En un lapso de casi una hora, descubrieron dos fosas con al menos dos cuerpos en avanzado estado de descomposición.

“A ver, dejen ver el cráneo. Es que mi esposo tenía un diente de plata”, dice una mujer tras descubrirse una fosa dentro de la cual hay restos presuntamente de un hombre.

Por su parte, Organizaciones civiles denunciaron ayer que, a un año de la desaparición de 16 personas en el municipio mexicano de Chilapa, en el sureño estado de Guerrero, la investigación ha sido “ineficiente”, debido a la “falta de voluntad política” de las autoridades.

Con información de: elsiglodetorreon.com.mx

Noticias Relacionadas

Powered by themekiller.com