Últimas Noticias

Control aduanal frena la importación de autos usados

CIUDAD DE MÉXICO.- Debido a controles más estrictos en las aduanas, en mayo y junio se revirtió el crecimiento observado en el primer cuatrimestre del año en la importación de automóviles usados, luego de que en el sexto mes cayera 24 por ciento y se registraran 11 mil 360 unidades, desde las 15 mil 27 del mismo periodo del año pasado.

El director general adjunto de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), Guillermo Rosales, dijo que tras la denuncia de nuevas prácticas fraudulentas y de que fueron dadas de baja empresas proveedoras de información en Estados Unidos, como Copart, se reportó una baja en la importación.

A junio el ingreso de vehículos usados fue de 86 mil 768, lo que equivale a 12 por ciento del total de ventas de autos nuevos, y en los primeros siete meses del año la importación se incrementó 4 por ciento comparado con igual periodo de 2015; es decir, se importaron 3 mil 304 unidades más.

De acuerdo con el dirigente de la AMDA, en mayo y junio se revirtió el crecimiento observado en el primer cuatrimestre del año, debido a que se logró un mayor control por parte de la Administración General de Aduanas, en respuesta a las prácticas fraudulentas y a la investigación que realizó la industria automotriz, de autopartes y de vehículos pesados en semanas anteriores.

Cabe señalar que en días recientes la industria automotriz presentó pruebas de cómo se había incrementado la importación de autos usados a través de prácticas fraudulentas, como la expedición de facturas falsas para reducir los impuestos que debería pagar un auto, además de la alteración de certificados ambientales en Estados Unidos.

“Se estaban falsificando facturas para evitar la valoración en aduanas a través del método de precios estimados, con la utilización de certificados de emisiones contaminantes que se expedían sin haber realizado la prueba real del vehículo, alteraciones en el historial crediticio de las unidades y modificación de los valores de importación, todo ello mediante una práctica concertada para cumplir con el expediente sin la debida revisión de agentes aduanales”, refirió Rosales.

Por lo anterior, el Servicio de Administración Tributaria elevó el número de auditorías y las revisiones físicas de los vehículos, y con ello ha logrado una reducción en la importación, por supuesto con la inconformidad de quienes se dedican a esa actividad.

La venta tanto de vehículos nuevos como usados está sujeta a una regulación ambiental de la Profepa, la Ley para la Prevención e Identificación de Operaciones con Recursos de Ilícita Procedencia, el Registro Público Vehicular, el SAT y Hacienda, por lo que la AMDA hizo un llamado a los interesados en la importación de autos usados para que lo hagan mediante la vía formal.

“No podemos permitir que existan regímenes de excepción para quienes no cumplen con la ley”, enfatizó Rosales.

Fuente: sipse.com

Noticias Relacionadas

Powered by themekiller.com