Últimas Noticias

Elevan a 36 mil los desplazados de Sudán del Sur

GINEBRA, SUIZA.- La violencia armada que enfrenta a facciones leales al presidente de Sudán del Sur, Salvar Kir, y a su vicepresidente y oponente político, Ried Machar, ha provocado en cuestión de días el desplazamiento forzoso de 36 mil personas, dijo hoy la ONU.Una primera estimación indicaba que 10 mil personas habían sido forzadas a abandonar sus hogares, muchas de las cuales intentaron buscar protección en las instalaciones de la Misión de Naciones Unidas para Sudán del Sur (UNMISS) en Yuba, la capital del país.

Distintas agencias humanitarias dependientes de la organización pidieron hoy que se permita el acceso sin restricciones a los civiles que necesitan recibir ayuda, la mayoría de los cuales son mujeres y niños.

También “es imperativo que se permita a los civiles moverse libremente a los lugares de refugio y que el personal humanitario y sus pertenencias sean protegidos para que lleven ayuda inmediata a los necesitados”, pidió la ONU después de que su Oficina de Derechos Humanos denunciara que se ha disparado a los desplazados que han intentado llegar al recinto de la UNMISS.

“Nos preocupan mucho las informaciones que indican que se está impidiendo a los civiles buscar refugio en nuestras instalaciones y que en algunos casos se está disparando contra ellos”, precisó la portavoz Cecile Pouilly.

Agregó que ocho personas fueron asesinadas y 59 heridas dentro o alrededor de lugares previstos para “la protección de los civiles” entre el domingo y el lunes.

Otro elemento inquietante para la ONU es que se han empezado a recibir reportes de que la violencia se ha extendido fuera de Yuba, con choques armados en distintas localidad del país, como Mundri, Lainya, Kajo-Keji y Yei, en el estado de Ecuatoria Central; así como en Tori, en Ecuatoria Oriental.

Ello a pesar de que tanto el presidente Kir, como el vicepresidente Machar, han pedido calma a sus seguidores y declarado que aceptan un cese de las hostilidades, lo que sólo consiguió reducir los enfrentamientos el sábado, pero éstos volvieron a desencadenarse enseguida.

La Agencia de Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) indicó por su parte que la violencia ha afectado la frontera de Sudán del Sur con Uganda, donde el primer país ha reforzado la seguridad.

Esta medida ha provocado la caída de nuevas llegadas de refugiados sursudaneses a Uganda durante el fin de semana, con 95 cruces el sábado y 36 el domingo, en comparación con la media diaria de 167 en julio y de 171 en junio.

“Suponemos que las nuevas llegadas aumentarán en cuanto la frontera se reabra”, declaró el portavoz del ACNUR, Leo Dobbs.

En medio de la fuerte tensión, el aeropuerto de Yuba permanece cerrado.

Con información de: informador.com.mx

Noticias Relacionadas

Powered by themekiller.com